19/05/2019 19:04 Hs.
Desfiguraron a golpes a una anciana de 83 años para robarle una garrafa en Almirante Brown

Dos delincuentes ingresaron anoche a la casa de la víctima en la localidad de Glew. Durante el asalto la molieron a trompadas, se apoderaron de una garrafa y huyeron. La víctima recién fue auxiliada esta mañana cuando su hijo fue a visitarla. Está internada grave.

A- A A+

Una jubilada fue brutalmente golpeada este domingo por ladrones que ingresaron a su domicilio mientras ella dormía en la localidad bonaerense de Glew.  Los delincuentes ingresaron a las 3 de la madrugada por un ventiluz de la parte trasera de la vivienda, le colocaron un trapo en la boca y, mientras la sujetaban del cuello, le dieron una brutal paliza para llevarse un televisor de 14 pulgadas y una garrafa vacía.

La víctima de 83 años, Aurora Isabel Gigena, resultó desfigurada, con los huesos del pómulo fracturados y con cortes profundos en la frente. Luego del brutal hecho, la anciana comenzó a gritar para pedir ayuda. Los perros empezaron a ladrar y una vecina, quien presenta ceguera, la escuchó y le envió un mensaje a Ramón Felipe Palacios, hijo de la víctima, comentándole que había escuchado gritar a su mamá.

Fuentes del caso detallaron que a pesar de que el mensaje fue enviado de manera inmediata, Ramón recién lo leyó recipen este domingo a las 7 de la mañana. Al verlo se dirigió de manera urgente hacia el domicilio de la madre, quien vive sola en una humilde vivienda del partido de Almirante Brown. Allí el hombre se encontró con el peor escenario: la anciana totalmente ensangrentada y desfigurada.

La mujer fue trasladada a un hospital de la zona donde ahora se encuentra grave. "Lo que hicieron es atroz, con una persona de esa edad no tendrían que haber llegado a ese punto. Ni a un perro se le pega así. Es inhumano, esto no tiene perdón de Dios", declaró el hijo en Crónica TV. En la causa interviene la UFI en turno de Lomas de Zamora. La policía y personal de la DDI Lomas de Zamora trabajan en el caso.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La víctima de 83 años fue brutalmente golpeada.