19/12/2019 11:28 Hs.
a 4 años de conflicto
El drama de los trabajadores de Cresta Roja: "Algunos no tienen para comer y van a pasar las fiestas en la puerta de la planta"

Pese a ser la segunda avícola en importancia del país después de Tres Arroyos, la compañía arrastra problemas desde el Gobierno de Cristina Kirchner. Mauricio Macri prometió reactivarla pero eso nunca sucedió. De 3300 empleados que tenía en 2015, solo 1300 operarios contunúan trabajando. La empresa opera con un mínimo de personal en Ezeiza y Esteban Echeverría. También posee granjas en San Miguel del Monte y Roque Pérez, entre otros municipios bonaerenses. Los despedidos alertan por la "situación dramática" y piden volver a tener "una vida digna".

A- A A+

"Desde hace tiempo estamos pasando una situación muy difícil. Otra vez estamos con las fiestas encima, no tenemos un peso y la situación es muy dramática. Hay días que algunos compañeros no tienen nada para comer y hasta se están organizando para pasar las fiestas en la puerta de la empresa", comenzó relatando a LaNoticia1.com Carlos, uno de los trabajadores despedidos de Cresta Roja que mantiene un acampe en la planta de Esteban Echeverría. "Imaginate la desesperación que tenemos los trabajadores que preferimos pasar las fiestas reclamando en la fábrica en vez de estar en nuestras casas con nuestras familias", sostuvo el hombre, quien en reiteradas ocasiones remarcó: "Solo pedimos es volver a tener una vida digna".

El conflicto ya lleva más de 4 años y afecta a cerca de 2.000 trabajadores bonaerenses que quedaron en la calle. En julio de 2015, durante el Gobierno de Cristina Kirchner, la empresa anunció el cierre de sus plantas de procesamiento en Ezeiza y en Monte Grande, y en 2018 cerró las persianas de la firma de Esteban Echeverría. El 21 de abril de 2016, el presidente Mauricio Macri  junto con la gobernadora María Eugenia Vidal prometió la reactivación de la empresa, pero eso finalmente nunca sucedió. En la actualidad, las plantas faenadoras de Ezeiza y y Esteban Echeverría funcionan con el mínimo de personal, al igual que en las granjas que la compañía opera en San Miguel del Monte y Roque Pérez, entre otros distritos de la Provincia de Buenos Aires. 

"Los trabajadores de Cresta Roja nos autoconvocamos para ver si de una vez por todas podemos encontrar una solución a esta problemática que lleva más de cuatro años. Queremos volver a tener nuestros puestos de trabajo, volver a tener una vida digna. El Gobierno anterior de Mauricio Macri estaba cerrado al diálogo y lo único que hacían era reprimirnos cada vez que hacíamos una protesta. Con este nuevo Gobierno tenemos la esperanza de que sepan que queremos ser parte de la nueva Argentina y esperamos volver a tener nuestro trabajo y una vida digna", señaló uno de los referentes de los trabajadores, que desde temprano se encuentra en la puerta de la planta de El Jagüel, donde los despedidos realizan un corte que incluye una olla popular.  

"Queremos llevar la comida a nuestras casas", es el reclamo contastante de los manifestantes desde los portones de la planta II de Esteban Echeverría donde se lleva adelante la protesta. Según comentaron los ex operarios que participan del bloqueo, de los 1300 trabajadores que había en 2015 en esa planta, solamente 350 lograron mantener sus puestos de trabajo. "La idea de esta jornada es agrupar a todos los trabajadores que están en la misma situación de nosotros y entregarle a la empresa un petitorio para volver a reclamar nuestros puestos de trabajo", explicó Carlos a este portal, donde además detalló: "Con el único que hablamos fue con el comisarioque está a cargo del operativo, ya que desde la empresa nadie quiere recibirnos". 

"Esta situación ya la hemos vivido en tiempos pasados y estamos esperando que alguien del nuevo Gobierno pueda destrabarla. Estamos muy esperanzados en el presidente Alberto Fernández, en el gobernador Axel Kicillof, en el ministro de Producción y la ministra de Trabajo. Nosotros queremos ser parte de la nueva Argentina que ellos proponen y por eso estamos pidiendo volver a tener una vida digna", señaló el delegado, quien contó: "Hay mucha gente que durante todo este tiempo ha colaborado con los trabajadores despedidos para que podamos llevar todos los días un plato de comida a nuestros hogares. No queremos seguir toda la vida pidiendo, queremos volver a tener nuestra vida normal e ir a trabajar como lo hacíamos antes". 

Carlos contó que durante la campaña electoral, los trabajadores mantuvieron diálogos con el flamante Ministro de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica de la Provincia de Buenos Aires, Augusto Costa. Sin embargo, precisó que desde que el pasado 12 de diciembre cuando juró ante Axel Kicillof en La Plata y asumió en el cargo dentro del gabinete provincial, no volvieron a tener ningún tipo de contacto. Por eso, buscan retomar el diálogo cuanto antes. El hombre también contó que desde hace tiempo los trabajadores despedidos cuentan con el apoyo permanente del intendente local y presidente del PJ bonaerense, Fernando Gray. "Esperemos que alguien nos escuche para poder resolver esta problemática", concluyó.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

Empresas relacionadas

Funcionarios relacionados

Gobernador
Buenos Aires
Ministro de la Producción
Buenos Aires