23/11/2019 15:00 Hs.
Pilar: Zelaya sigue a la espera por la vuelta del tren

Junto a las estaciones de Cardales y Capilla del Señor se mantiene aislada desde hace siete meses. Las formaciones llegan solo a Matheu.

A- A A+

Los vecinos de la estación Zelaya, partido de Pilar, esperan por la vuelta del tren Mitre desde hace unos siete meses. El tren no pasa por la localidad y solo llega hasta Matheu, dejando aisladas y a merced de que funcione con continuidad el servicio de colectivos, a las comunidades de Zelaya, Cardales y Capilla del Señor (estas dos últimas localidades de Exaltación de la Cruz).

En enero y casi todo febrero, el servicio fue suspendido por mantenimiento, pero casi irrisoriamente el 27 de febrero cuando volvió a funcionar se “descalzó” dos veces dijo la empresa y esos descarrilamientos provocaron una nueva suspensión.

Desde ese momento, recién en abril comenzó a funcionar en forma parcial, pero un nuevo descarrilamiento, hizo que se interrumpiera el servicio desde Zelaya a Capilla, prometiendo reestablecerlo a mediados de mayo, pero eso nunca pasó, informó Pilar a Diario.

La suspensión signfica una pérdida de tiempo y dinero para los vecinos. Hoy deben caminar o esperar el colectivo hasta Matheu o llegar hasta Pilar. "Acá es muy necesario, mucha gente lo utiliza para ir a trabajar", señaló la vecina Luciana Migueiz y remarcó: “Cuando yo era chica en una hora y media estabas en Belgrano o en 30 minutos en Victoria y hoy no tenemos trenes”, enfatizó Luciana.

Esto se suma al caso de la línea San Martín, con continuas demoras, cancelaciones, estaciones clausuradas y una nueva cancelación de la licitación para electrificarlo. Además del Belgrano Norte que continúa con andenes “provisorios” hace más de un año.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Descarrilamiento en enero de 2019. Fotos: Crónica Ferroviaria