09/01/2010 08:18 Hs.
Según el gobierno provincial hay 1600 canales ilegales en Areco

El Gobierno de la provincia logró determinar, mediante un relevamiento, la existencia de 1600 canales clandestinos en San Antonio de Areco. Los ciudadanos han quedado poco acompañados y dudan que el tema que se investiga les devuelva la tranquilidad.

A- A A+

Apenas se produjeron las inundaciones en San Antonio de Areco por el desborde del río, el Gobierno provincial cargó contra productores agropecuarios por la sospecha de que existirían canales clandestinos que podrían haber provocado el desastre.

Las sospechas fueron confirmadas por la Dirección de Hidráulica provincial, desginada por Scioli para realizar un minucioso estudio que permita determinar la existencia de esos canales. El estudio presentado al Gobernador por parte de los responsables del relevamiento calcula más de 1.600 canales clandestinos en la zona.

Daniel Corolli, director de ese organismo, aseguró que no descartan "embargarle las cuentas" a aquellos que violaron disposiciones y no declararon los desagües clandestinos.

Este reclamo monetario por parte de la gobernación abrió lugar a las especulaciones. La investigación judicial no corre parejo ni soluciona los problemas de los vecinos de la ciudad.

Según los habitantes de Areco, la situación de conflictividad no ayuda y sienten ahora la soledad frente a los destrozos que provocaron las inundaciones. "Todo lo que se vio por televisión terminó", dijo un comerciante a La Noticia 1, señalando las pérdidas totales de la mercadería que sepultaron las aguas. "No sé si es por los canales, por el río o por lo que sea, acá ahora no sé si seguir o no. Tengo que empezar a arriesgar y la gente no se recupera con todo esto", agregó. 

 
La llegada de dinero para la reconstrucción de la ciudad puede ser el primer pilar para desatar la conflictividad entre vecinos. Se habla de pequeños créditos de 20.000 cuya devolución en cuotas se tornaría imposible para los que menos tienen e insuficiente para quienes gozaban de un mejor pasar. Los sectores rurales más radicalizados sostienen que la falta de fondos genuinos de ayuda y reparacíón deja expuesta la maniobra que apunta de lleno a que una vez más la puja política le gana a la razón y las necesidades. Existan o no canales ilegales, se cobren o no juicios o demandas millonarias a los productores, que también perdieron su cosecha, la situación no mejora ni resuelve los problemas de la ciudad. 
 
Según Rocolli los canales ilegales fueron descubiertos gracias a los vecinos que realizaban las denuncias y a la utilización del sistema satelital de ARBA. "Debido a que tenemos escasos recursos, comenzamos a trabajar en las zonas bajas, esas que siempre se inundan. San Antonio de Areco no era una hipótesis de conflicto", sostuvo el funciorio, sin reconocer que el área que dirige no imaginaba el escenario que la naturaleza dejó como claro mensaje en pleno centro productivo del territorio bonaerense.