28/12/2009 13:36 Hs.
Incendiaron un jardín de infantes en Berisso

La institución está a 100 metros de la Comisaría. No robaron nada, pero dejaron un mensaje en el pizarrón.
 

A- A A+

Durante la madrugada, el Jardín de Infantes 901 de Berisso sufrió un ataque que aún trata de esclarecerse: destrozaron la preceptoría e incendiaron la oficina.

El establecimiento  está ubicado en la calle 10 entre 168 y 169, delante de la Escuela de Enseñanza Media Nº 1 de Berisso y a unos 100 metros de la sede policial.

El hecho fue advertido por un patrullero que regresaba a la seccional y observó humo en el edificio. Los agresores ingresaron por un aula, y aunque no se llevaron nada de valor, incendiaron la preceptoría.

El fuego se propagó por la oficina pero no alcanzó el aula. En el pizarrón quedó escrito un mensaje supuestamente para la policía.

Los docentes del jardín indicaron que “hace unos dos meses se habían robado varios DVD´s, equipos de música y televisores, pero ahora sólo llevaron dos camioncitos de plástico”.

El director general de Cultura y Educación bonaerense, Mario Oporto, repudió el ataque y comentó que “hubo un mensaje en uno de los pizarrones” por lo que se descarta la hipótesis del “accidente” o del desperfecto eléctrico.

“No se puede pensar un hecho así, pero aquí estamos para reparar, la Justicia hará la investigación, mi tarea es reparar porque la comunidad quiere tener la seguridad de que en marzo va a haber escuela para los chicos”, dijo Oporto.

En tanto que la directora del establecimiento, Analía Carusotti, sostuvo que “la imagen es desoladora” y que “hay un dejo de vandalismo impresionante”. Y remarcó que “hay algunos mensajes y algunas puntas que dejan ver que alguien está contra alguien… No sé bien quién contra quién pero es terrible”.

Las autoridades de la institución habían solicitado la instalación de una alarma que nunca llegó por falta de presupuesto. Carusotti manifestó que por eso “hoy estamos padeciendo lo que padecemos”.

“Más allá de la comunidad solidaria que tenemos, esto tiene que ver con las autoridades que deberán tomar cartas en el asunto y hacerse cargo del edificio y de su seguridad”, afirmó la directora del jardín.