01/03/2021 08:33 Hs.
escándalo en el ascenso
Agredieron a la terna arbitral de San Pedro en una final del Torneo Regional: "Me pegaron trompadas y patadas"

El bochornoso episodio ocurrió en una de las finales del certamen, tras la victoria 2 a 1 de Racing de Córdoba frente a Ben Hur de Rafaela. El asistente Santiago Banegas fue atacado físicamente por jugadores del equipo perdedor. Además, corrieron al árbitro Joaquín Gil y su otro lineman Milton Ayala. "Si hubiese habido publico era peor. La Argentina lamentablemente está así", señaló el juez agredido a LaNoticia1.com.

A- A A+

El Torneo Regional 2020 terminó este domingo con escándalo en San Francisco donde la terna arbitral de San Pedro fue agredida por jugadores de Ben Hur de Rafaela tras la derrota 2 a 1 que sufrieron frente a Racing de Córdoba, equipo que se quedó con uno de los ascensos al Federal A (los otros los obtuvieron Gimnasia y Tiro de Salta, Independiente de Chivilcoy y Ciudad de Bolívar).

El cotejo se disputó en el estadio de Sportivo Belgrano con arbitraje de Joaquín Gil quien fue asistido por Santiago Banegas y Milton Ayala. La "Academia" cordobesa empezó ganando por el gol de Facundo Rivero apenas inició el encuentro y aumentó al rato tras la sanción de un polémico penal que anotó Diego Jara. Nicolás Besaccia descontó para la Crema pero instantes después Gil expulsó a Luis Ybáñez por doble amarilla.

La barbarie se desató cuando el juez principal marcó el final y Racing ascendió al Federal A. Jugadores de Ben Hur fueron contra los tres árbitros, los corrieron y la peor parte la sufrió Banegas quien, en diálogo con LaNoticia1.com, contó: "Me pegaron un par de trompadas y patadas en la clavícula izquierda, patadas en el brazo. Tengo raspones de la mismas patadas. Si hubiese habido publico era peor”.

A Banegas lo rodearon, tiraron al pasto y golpearon entre varios futbolistas mientras la Policía intentó protegerlo. “Fue todo contra mío. Todo empezó por una falta que para mí no fue y para ellos sí, una falta que se tira el jugador al perderla contra el defensor, no fue nada. Siguieron jugando y después reaccionaron de esta forma", aseguró el juez sampedrino que transita su último año de actividad. 

Mientras a él lo agredían, en otro sector del campo de juego Gil y Ayala fueron prepoteados por otros integrantes del plantel rafaelino aunque no llegaron a pegarles. "Esto es el fútbol argentino, ojalá que un día se termine, el que pierde siempre va a pegar. Ellos se erraron cuatro o cinco goles y no dicen nada. La Argentina, lamentablemente, está así”, concluyó en declaraciones a este portal. 

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Imágenes: El Litoral e Interior Futbolero.