30/07/2020 18:36 Hs.
Una aproximación a recuerdos futbolísticos del pasado de Vicente López

Por Carlos R. Constenla -Comisión Pro Museo y Archivo Documental de Vicente López-

A- A A+

En lo que es hoy Vicente López existían antes de formalizarse el profesionalismo en el futbol, tres clubes que participaron en torneos oficiales. El primero fue el Olivos Sport Club (así se lo conoció históricamente aunque no hay documentación sobre si se llamó así exactamente. Otras versiones orales dan cuenta de que se lo llamaba también “14 Provincias”) ascendió a la primera división del futbol argentino en 1913 conjuntamente con Banfield, Boca Juniors, Comercio, Estudiantil Porteño, Ferrocarril Oeste, Ferrocarril Sud (era de Remedios de Escalada), Platense y Riachuelo.

El año que ascendió Olivos, fue campeón Racing por primera vez en su historia, después de jugar un desempate por el primer puesto con San Isidro. Sobre15 equipos, Olivos salió penúltimo y descendió junto a Riachuelo. Lo curioso es que al año siguiente, en el torneo “Intermedia” que se jugaba en dos zonas, no figura Olivos, pero sí figura otro equipo que se llamaba ¡Carapachay! Con seguridad no sería de Vicente López porque en 1914 el barrio de Carapachay no existía.


Casaca de Olivos “Atlas de camisetas”, editorial Planeta, Buenos Aires 2019

La buena memoria del vecino de Olivos con 97 años recién cumplido, Billy Boorman, nos hizo saber de algunas viejas glorias de aquella institución. En el club Olivos se formó futbolísticamente a partir de 1932 Luis “Yiyo” Carniglia, nativo de Olivos, luego destacado delantero de Boca Juniors y más tarde muy exitoso DT del Real Madrid, del Milán y de la Juventus entre otros. Fue el primer argentino en ganar como DT Eurocopas y torneos internacionales.


Luis “Yiyo” Carniglia, ex jugador de Olivos

También brilla en esa misma época Gregorio “Cani” Esperón, defensor y medio campista también formado en el Olivos que pasó a Platense en cuyo equipo jugó muchos años y llegó a la Selección Nacional donde tuvo destacado desempeño. Su hija Ana dice que lo contaron que hacia 1926, cuando su padre empezó a jugar al futbol, se inició en un equipo llamado “Catorce Provincias”. Finalmente, pasó a jugar en la Roma. También debemos a Billy Boorman, saber que Olivos tenía su cancha en la Avenida del Libertador y Alberdi y que muchas veces los partidos se hacían muy difíciles no por los contrarios sino por el viento y las sudestadas que dejaban la cancha embarrada.


Gregorio Juan “Cani” Esperón, ex jugador de Olivos

El segundo club es un caso singular sobre el que hay poquísimos datos: el Club Alumni de Olivos. El viejo Alumni, cuya existencia se registra entre 1898 y 1913, fue una gloria del futbol argentino cuyo equipo estaba conformado fundamentalmente con británicos estudiantes y graduados en el colegio Buenos Aires English High School. En ese período obtuvo 10 campeonatos y varias copas nacionales e internacionales. Como equipo de futbol compitió hasta 1911. A partir de entonces, por haber “envejecido” sus jugadores, porque estatutariamente sólo podían jugar ex alumnos del colegio y fundamentalmente porque ya para entonces el futbol estaba perdiendo el carácter amateur que lo había caracterizado, Alumni no participó más en torneos a partir de 1911 y en 1913 se disolvió.

Muchos equipos argentinos mantuvieron la memoria de Alumni eligiendo su victoriosa camiseta. Entre los principales Barracas Central, Talleres (de Remedios de Escalada), Estudiantes de La Plata, Unión de Santa Fe e Instituto de Córdoba. Más aún, la selección uruguaya utiliza una casaca celeste porque ese era el color que utilizó River Plate de Montevideo cuando hizo la hazaña de vencer al argentino Alumni). Pero resulta que a partir de 1914 comienza a participar en la división intermedia un Alumni de Olivos que se auto adjudicó la continuidad con el viejo Alumni. Aparece jugando también campeonatos hasta 1920 aproximadamente. En 1919 figura compitiendo, entre otros con All Boys, Argentinos Juniors, Barracas Central, Belgrano, Lanús, Quilmes y Vélez Sarsfield.

Por último, de todos los equipos ya desaparecidos de Vicente López el más importante futbolísticamente fue, sin duda, Sportivo Balcarce. Originario de Nuñez, tuvo su primer campo de juego en Republiquetas (actual Crisólogo Larralde) y Moldes. Después pasó a Florida y allí, en Melo al 1700 está actualmente su sede. Se fundó en 1919 y en 1925 ascendió a primera división quedando al final del campeonato de ese mismo año en cuarto lugar, después de Boca Juniors, Argentinos Juniors y Huracán.

En 1926 se jugó otro torneo oficial, la “Copa Estímulo”. El partido final para decidir el campeonato lo disputaron en el estadio de San Lorenzo, Boca Juniors y Sportivo Balcarce. Boca se impuso por 3 – 1 consagrándose de ese modo Sportivo Balcarce, sub campeón del torneo. Un año más tarde Balcarce fue relegado a la segunda división, por una reestructuración de los torneos juntos a otros clubes, la mayor parte ya desaparecidos. Estando en la categoría del ascenso, en 1931 participó en la “Copa Competencia” que se disputaba entre equipos de Buenos Aires y el conurbano y Rosario y cuyo ganador podía desafiar al campeón del futbol uruguayo. En semifinales y finales muy accidentadas, Sportivo Balcarce se consagró campeón venciendo al otro finalista que era Almagro en la cancha de Excursionistas.

Sportivo Balcarce ganó la copa estando en segunda división, situación muy particular que sólo se repitió en cuando Huracán en 2014, ganó la Copa Argentina militando en el Nacional B. La “Copa Competencia” había sido ganada con anterioridad tres veces por Alumni y San Isidro, 2 veces por Boca Juniors y Porteño y una vez por Estudiantes, Independiente, Newells Old Boys, Nueva Chicago, Rosario Central y Sportivo Barracas. También la ganaron los uruguayos Nacional, Peñarol y Wanders de Montevideo. La última Copa Competencia se jugó en 1932. Sportivo Balcarce dejó la práctica del futbol en 1932.

Compañero de Esperón por largos años en Platense, Raúl Mezzadra se inició en Sportivo Balcarce. Siguió su carrera en Italia jugando por varias temporadas en el Torino entre otros equipos. Más tarde trabajó en la Tesorería de la Municipalidad de Vicente López y fue integrante de la Comisión Directiva de las primeras comisiones directivas del VILO.


Raúl Mezzadra peinándose ante un jugador de Talleres en 1933 en una curiosa tapa de El Gráfico

Un caso especial que sólo tangencialmente toca a Vicente López, fue el de Saint Andrews. Si bien el primer campeón de los clubes que actualmente participan en los torneos de la AFA fue Quilmes Athletic Club en 1911, el primer campeón de la historia de nuestro futbol fue el Saint Andrews equipo de football del Saint Andrews Scot School en 1891. Este colegio fundado en 1838, fue el primer establecimiento británico de Sud América. Trasladó su sede a Olivos en 1947 pero ya había abandonado la práctica del futbol en 1893.

Las referencias están tomadas de estadísticas oficiales, con excepción de las informaciones orales. Las camisetas corroboradas por el Atlas de Camisetas editado por Planeta en Buenos Aires 2019 y las fotos de Carniglia y Mezzadra de la revista El Gráfico. La fotografía de Esperón está tomada de la revista La Cancha. Estas líneas son apenas una provocación a seguir recogiendo recuerdos de aquel pasado futbolero de nuestra ciudad. Tal vez entre todos podamos reconstruirlo.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Raúl Mezzadra peinándose ante un jugador de Talleres en 1933 en una curiosa tapa de El Gráfico.